La Vocación de Tlacuilo

La agenda personal.

Posted in Consultoría y Proyectos, Negocios y vida by charlsmalagon on febrero 5, 2010

Hace poco leí en un libro la siguiente anécdota:

Viajaba en el camión y todos íbamos de muy buen humor. Era un día soleado y la vista era maravillosa. De pronto se subió un señor con sus dos hijos. Los dos pequeños se comportaban como unos malcriados, golpeando gente, arrebatando cosas, insultando a los pasajeros. El padre, quien se había sentado próximo a mí, no reparaba en darles ninguna reprimenda, ni en llamarles la atención. Me acerqué para decirle que sus hijos se estaban irritando a las personas por su comportamiento inaceptable. El hombre únicamente suspiró y dijo: “su madre acaba de fallecer en el hospital, estoy seguro que debería decirles algo, pero estoy muy consternado”.

Un día, estando en la vieja oficina, mi jefe me hizo notar que traía “la furia por dentro”, es decir, que me veía bastante consternado, como a punto de estallar. Era cierto: Había tenido varias complicaciones en mis gastos y empezaban a llenarme de estrés. Conversé con mi jefe y me dio consejos para poder canalizar ese estrés. En otra ocasión, un chico que me ayudaba como programador llevaba incumpliendo las fechas de entrega que habíamos acordado. Estaba bastante distraído y un buen día le pedí que me acompañara por un café. En el transcurso hacia la tienda de la esquina, comenzó a comentarme que estaba muy tenso por una situación familiar. Obviamente, le di el mejor consejo que se me ocurrió y le ofrecí tiempo para que fuera a arreglar los asuntos que lo traían vuelto loco.
Estas situaciones me llevaron a la reflexión de que, a pesar de que formamos parte de un equipo, que conocemos nuestras funciones, que tenemos puesta la camiseta y tenemos nuestras tareas por hacer, siempre, por encima de ello está la *agenda personal*.

En principio, la Agenda Personal es todo aquello que a una persona, (usted, yo, sus compañeros de trabajo, su jefe, el de intendencia, todos) le genera una carga de sentimientos que requiere resolver y que podría afectar a su desempeño en la oficina.

Es completamente anticuado, pensar que una persona puede estar con la mejor actitud los 365 días al año, las 24 hrs al día. El descanso es necesario y es parte de esa agenda personal. Las empresas comienzan a generar una empatía con los trabajadores, ya no se trata de explotar, se trata de motivar la creatividad. Reconocer la “agenda personal” es prioritario para poder motivar y ayudar a nuestros equipos de trabajo.

Identificar la agenda personal no es responsabilidad de ninguna empresa, ni de ninguna persona, sin embargo, tenerla en consideración es una herramienta poderosa en la administración de personal.

Ya en forma de costumbre, listo las 5 sugerencias para considerar la agenda personal como parte de su trabajo, obviamente estoy a la espera de sus comentarios y sugerencias.

1) Identifique su Agenda Personal. Tómese un rato e identifique cuáles son los motores, preocupaciones, requerimientos que tiene en su vida. Valide si las actividades que realiza son suficientes para satisfacerlos-cubrirlos.

2) Intente identificar los principales elementos de la Agenda Personal de sus compañeros, jefes y equipos de trabajo. Aunque tome tiempo poder identificar claramente la agenda personal de las personas, con ejercicios de observación, conversaciones informales, podría hacer sus suposiciones. Confirme sus suposiciones con pláticas y dinámicas.

3) Entreviste a sus colaboradores. Las entrevistas de trabajo, previas a la contratación, permiten hacer preguntas claves para poder identificar parte de la Agenda Personal. Recuerde que esta persona formará parte de su equipo y deberá identificar elementos para motivarlas.

4) Sea franco y flexible. Aunque algunas empresas son altamente exigentes en las horas de trabajo a cubrirse, la hora de entrada o la asistencia, es necesario encontrar formas para apoyar el desarrollo de actividades personales. Es importante poner principal atención a que esta “flexibilidad” implican consecuencias, asegúrese de que la persona que requiera hacer uso de ella esté enterado y las acepte.

5) ¡Descanse!. Aunque muchos altos ejecutivos son máquinas de producción, es necesario tomarse un descanso y desconectarse de la oficina. Evalúe regularmente su agenda personal y trate de evitar problemas proactivamente.


Anuncios

3 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. herfblack said, on febrero 5, 2010 at 7:47 pm

    Identificar nuestra agenda personal es importante pero en esta, debe de existir un equilibrio entre tus diversas actividades durante el día.
    Arrastrar el peso de tu agenda a todos lados puede convertirse en un dolor de espalda muuuy fuerte.

    Intentar identificar la agenda de las personas, te puede causar un gran problema. La mayoría de las personas confundió esto. Desde abuso de confianza, irresponsabilidad, falta de respeto o creer que soy su amigo desde años. Existe una jerarquía que mucha gente pierde de vista.

    Y por último, Es muy importante dedicarse un poco de tiempo. Un lugar en donde te olvides de tus problemas del trabajo, de el caos provocado por las lluvias o las discusiones con la familia. Opciones para hacerlo sobran en esta, Una de las ciudades más grandes del mundo.

    Alguien me dijo una vez. “Antes de intentar cambiar al mundo, checa 3 veces en tu casa”

  2. Angie de la Vega said, on febrero 7, 2010 at 3:31 am

    Estimado Charls:

    Me gustó mucho este post. Particularmente, la costumbre de darnos recomendaciones prácticas sobre el tema a tratar me parece muy valiosa!
    Yo agregaría un punto. Una buena agenda personal no debería estar saturada de compromisos. En mi caso, tengo serios problemas para negarme a nuevos proyectos. Llego a aceptar tantas asignaciones, que al final del día me doy cuenta que dejé de lado cuestiones importantes como una buena charla con los amigos.
    Pienso que una agenda personal tendría que estar equilibrada y sobretodo, tener espacio para decirle no a aquellos compromisos que nos superan.
    Sin duda, el tema es fundamental para llevar una vida armónica y enriquecer las agendas personales de los que nos rodean.

    Un abrazo!

  3. Ulises said, on marzo 1, 2010 at 8:40 pm

    Como lo indicas, es cierto: la agenda personal -casi- siempre estará en primer lugar, afectando o beneficiando proporcionalmente en los demás aspectos del desempeño diario.
    Me parece muy atinado tu tip de sondear cuál es ese problema de agenda personal que alguien de nuestro equipo pudiera tener y cuyo efecto se apreciara en los resultados. Ofrecer algún tipo de ayuda es un gesto de grandeza humana que, por sí mismo, disminuirá con creces el peso del problema de nuestro compañero. Cuando la dificultad se haya resuelto, una relación humana se habrá fortalecido.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: